mantener a Astrologos del Mundo cuesta tiempo y dinero , si quieres colaborar te lo agradecemos Gracias de antemano!!!!!!

Espíritu de Navidad con “stellium” y Luna Nueva

Las energías cósmicas que por estas fechas decembrinas se producen para traernos el “Espíritu de la Navidad”, tendrán en esta ocasión unos componentes muy especiales, como veremos a continuación.

 

La llegada del Espíritu de la Navidad se relaciona con la entrada del Sol a Capricornio, momento en que se produce el solsticio de invierno, cuando nuestro astro rey se encuentra en la parte más alta del zodíaco y se produce la noche más larga del año en la latitud norte. Una energía muy especial inunda al globo terráqueo.

 

Este momento cósmico celebrado en ritos iniciáticos desde muchos siglos atrás, ha creado un “egregor”, un campo de energía vibratorio que nos envuelve por estos tiempos; esa es la esencia del Espíritu de la Navidad; es un estado de ánimo colectivo.

 

En esa ocasión, el Sol llegará a Capricornio el domingo 21 de diciembre a las 06:34 de la tarde, hora de Venezuela (23:04 GMT), y como mencioné, en un momento cósmico muy especial: la Luna, al poco rato, a las 8:56 de la noche, hora venezolana (22 diciembre, 01:26 GMT) también llegará a Capricornio, y completará un total de cinco astros en este mismo signo (Mercurio, Venus, Plutón, Sol y Luna), formando un “stellium”, es decir, una conglomeración planetaria.

 

Por tanto, las características que acompañan al solsticio de invierno, al Espíritu de la Navidad, estarán muy acentuadas, porque además del Sol, que activa el alma y la esencia de esta franja del zodíaco, estará la Luna, que nos conecta emocionalmente con ese instante; Mercurio, que nos da la conexión mental; Venus que nos envuelve con la energía del amor, y Plutón, que marcará un tiempo de profunda transformación y renacimiento, en nuestro ser esencial, en nuestros hábitos y procesos psíquicos, en nuestras estructuras mentales y en nuestro mundo afectivo.

 

Esa misma noche del 21 de diciembre, la Luna, a las 9:07pm., hora venezolana (22 diciembre, 01:37 GMT), se juntará con el Sol y provocará la Luna Nueva, la que no se ve pero cuyos efectos nos hacen más conscientes y nos dan mayor claridad mental; es la última Luna Nueva del año y cuyo ciclo mensual nos favorece para el inicio de nuestras metas hacia el 2015.

 

Con esta Luna Nueva que nos da un mayor estado de conciencia, resulta mucho más favorable proyectar en nuestras mentes los deseos, metas y propósitos que tradicionalmente formulamos en esta época del año.

 

Este domingo 21, como paso previo a la cena navideña del 24, compartamos con nuestros seres queridos, y bajo esta energía tan especial formulemos nuestros deseos y propósitos para 2015.

 

 Aprovechemos esta reunión con seres queridos el 21 de diciembre, para hacer un ritual bajo esta energía cósmica tan intensa.  A la hora en que el Sol entra a Capricornio, tengamos a mano una mesa y allí colocaremos un plato, y en el centro del plato una vela naranja la cual podemos frotar con esencia de mandarina, y rodeamos el plato con 15 mandarinas. Prendamos la vela al momento en que el Sol entre a Capricornio.

 

En la misma mesa coloquemos un incienso de mandarina sin prender, y un pequeño recipiente de vidrio vacío. Al momento de hacer el ritual, repartamos entre los invitados pequeños papelitos y lápices.

 

Esperemos a que sea la hora de la Luna Nueva, y prendemos el incienso, y nos disponemos a escribir nuestros deseos; para enfocar bien nuestra mente, lo mejor es que sean pocos deseos, y que sean cosas que de verdad deseemos intensamente. Preferible un máximo de tres deseos personales. Mientras escribimos cada deseo o meta, visualicemos en nuestra mente cada uno de ellos, hagamos una imagen mental del deseo, como si ya estuviera realizado.

 

Cada quien doblará su papel y lo echará en el recipiente. Una vez hecho esto, rezaremos todos: “Espíritu de la Navidad, pensamiento de luz y pureza, nueva vida cobras hoy; has que lo bueno se precipite en mi vida, te lo pido en nombre de Dios Todopoderoso, Amén”.

 

Por último, con sumo cuidado, quemaremos todos los papeles en el recipiente (podemos ayudarnos agregando un poquito de alcohol). Dejemos que se consuma la vela, mientras disfrutamos de la cena navideña.

 

La razón de quemar los papeles es practicar el desapego, que es un requisito importante para que un ritual funciones; es decir, una vez hagamos el ritual, debemos desapegarnos del resultado, soltar, no darle vueltas en la cabeza ni estar pendientes de cuándo se hará realidad lo que pedimos. Lo que sí es importante es que en nuestra vida diaria hagamos cosas que nos acerquen a nuestra meta, pues el poder mental tiene que estar acompañado de la acción física, de la intención, pero a la vez, con desapego a los resultados para dejar que la energía fluya.

 

INTENSAS ENERGÍAS CAPRICORNIANAS

 

En este ciclo las energías de Capricornio estarán en su máximo nivel; este es un signo con una gran capacidad de trabajo,  perseverante, tenaz, concentrado en sí mismo, es el estructurador del zodíaco, el que concreta, el que da forma a las cosas, es el signo de la responsabilidad, del esfuerzo sostenido.

 

Necesita sentirse útil y es a la vez utilitarista, es decir, mide las cosas y personas de acuerdo a su utilidad. Aquí es donde se encuentra el gran aprendizaje de Capricornio que lo llevará a evolucionar, pues la energía poco desarrollada de este signo lo vuelve egoísta, con tendencia a utilizar a los demás, a no establecer lazos afectivos a menos que vea primero algo de lo cual puede sacar provecho. Eso lo puede llevar a ser demasiado materialista y avaro.

 

Sin embargo en Capricornio se encuentra el germen de la evolución espiritual a través de búsquedas internas, de la soledad que siente cuando su alma vive un proceso de crecimiento; un proceso que está lleno de sacrificios y duras pruebas que lo fortalecen y le hacen templar su alma.

EL MAESTRO SATURNO

 

Saturno es el planeta regente de Capricornio, y que actualmente finaliza su recorrido por Escorpio, indicando procesos de alquimia espiritual, que nos llevan a tocar fondo, a conectarnos tal vez con las experiencias más sórdidas, para luego renacer hacia el mundo luminoso.

 

Saturno es el gran maestro que con su sabiduría y severidad nos encamina; se asocia al “karma” porque las “pruebas” de este astro son la consecuencia de nuestros actos anteriores, que regresan a nuestras vidas para que sean corregidos.

 

A las pocas horas de producirse el Espíritu de la Navidad, Saturno hará su primer contacto con Sagitario, marcando un ciclo en el que los ideales tendrán que pasar la prueba de la viabilidad; allí veremos qué ideas son factibles, y aquellos que conecten su creatividad con la disciplina, verán cómo sus sueños y metas se concretan.

 

CONSULTAS ASTROLÓGICAS

 

La carta astral te  ayuda a conocer tu potencial, aprovechar tus aspectos positivos y trascender los negativos para evolucionar. La posibilidad de éxito se incrementa cuando sabes cómo aprovechar tus fortalezas y trabajar tus debilidades. No andes a ciegas por la vida.

Si deseas encargar tu carta astral elaborada por mí personalmente (la carta astral es para toda la vida), y tu revolución solar (proyecciones para un año), escribe a mi correo: starpetrvs@hotmail.com y muy pronto te enviaré la información respectiva sobre condiciones y forma de pago.

 

CURSO DE ASTROLOGÍA POR EMAIL

 

Están abiertas las inscripciones para nuestro Curso de Astrología mediante lecciones enviadas por correo electrónico. Si deseas información, escribe a nuestro correo: starpetrvs@hotmail.com y te enviamos pensum y todo lo relacionado con inscripción y mensualidades.

 

SIGNO POR SIGNO

 

Veamos que activará el Espíritu de la Navidad para cada uno de los signos del zodíaco.

 

ARIES: El Espíritu de la Navidad activa tu área proyección profesional y destino.

 

TAURO: El Espíritu de la Navidad activa tu área de ideales, mente creativa y proyectos.

 

GÉMINIS: El Espíritu de la Navidad activa tu área de inversiones y procesos de transformación.

 

CÁNCER: El Espíritu de la Navidad activa tu área de matrimonio y relaciones humanas.

 

LEO: El Espíritu de la Navidad activa tu área laboral y servicio a los demás.

VIRGO: El Espíritu de la Navidad activa tu área del amor, sexualidad, diversiones, hijos.

 

LIBRA: El Espíritu de la Navidad activa tu área del hogar, núcleo familiar, vivienda.

 

ESCORPIO: El Espíritu de la Navidad activa tu área de relaciones públicas, mudanzas, estudios.

 

SAGITARIO: El Espíritu de la Navidad activa tu área económica, valores, principios.

 

CAPRICORNIO: El Espíritu de la Navidad activa tu área de proyección y desarrollo personal.

 

ACUARIO: El Espíritu de la Navidad activa tu área del karma y mundo subconsciente.

 

PISCIS: El Espíritu de la Navidad activa tu área de amistades y vida social.

 

Visitas: 627

Los comentarios están cerrados para este post

© 2020   Creado por Roberto.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio